Como puedes leer en nuestro artículo sobre la Xerostomía (leer aquí) es la sensación subjetiva de sequedad bucal, que normalmente se debe a la disminución o ausencia de saliva provocada por una alteración en el funcionamiento de las glándulas salivales.

La xerostomía puede ser de 2 tipos:

  • Reversible:

La secreción de saliva puede ser estimulada puesto que las glándulas salivales aún son funcionales.

  • Irreversible:

Las glándulas salivales no producen saliva por un daño irreparable en las mismas.

 

Un efecto adverso común, consecuencia de los tratamientos de Radioterapia de cabeza y cuello, es la disminución de la secreción salival, la cual puede conducir a una Xerostomía irreversible.

Desempeña un papel fundamental en nuestra salud ,no sólo protegiendo la boca de diferentes afecciones y colaborando en la deglución y masticación de los alimentos, sino que también nos ayuda a detectar otras anomalías en nuestra salud.

¿Qué funciones tiene la saliva?

 

Si bien la principal función es la de colaborar en la masticación y deglución de los alimentos, la saliva tiene muchas otras funciones beneficiosas para la salud de nuestra boca:

  • Lubrica y protege las encías y las piezas dentales.
  • Es capaz de arrastrar las bacterias y eliminar los microorganismos presentes en la boca. Además, tiene un efecto cicatrizante.
  • Posibilita una mejor detección de los sabores de la comida.
  • La saliva regula el pH de la boca, controlando el nivel de ácidos producidos por la placa y dificultando la aparición de caries en la boca. Contribuye, además, a la mineralización de los dientes, reforzando de esta manera su esmalte.
  • Colabora en el proceso de diagnóstico de algunas patologías tales como la diabetes, el cáncer oral o enfermedades periodontales a través del análisis de las bacterias presentes en la misma.
  • Prepara el bolo alimenticio, facilitando el proceso digestivo, protegiendo el esófago y evitando atragantamientos.

 

Una persona suele segregar, de media, entre 1 y 1,5 litros de saliva al día. Esta producción alcanza su nivel más bajo durante la noche, por lo que la acción antimicrobiana se ve debilitada y, por ello, se le da una mayor importancia al cepillado nocturno para mantener una higiene dental correcta.

Es de vital importancia para nuestra salud el hecho de mantener estos niveles de segregación de saliva para gozar de una buena salud bucal. En caso contrario, podríamos sufrir Xerostomía.

La prevalencia de la xerostomía es del 20-40%, siendo mayor en mujeres, personas de edad avanzada y pacientes polimedicados. Todas estas personas pueden padecer problemas de boca seca y muchas no saben que hay una solución.

Por ello es importante que se recomienden soluciones, como Os Xeros, para poder mejorar la calidad de vida del paciente que padece este trastorno.

 

A %d blogueros les gusta esto: